Proyectos estratégicos

Cuando preparo proyectos con empresas e instituciones surgen frecuentemente temas colaterales que escapan de mi actividad natural de I+D, o de la de mi grupo VEHIVIAL, o incluso de la de mi instituto I3A, o de la Universidad de Zaragoza. Ante esa situación, muchas veces es fácil pensar en proyectos de mayor alcance y de mayor componente estratégica en los que, con un poco de voluntad y esfuerzo, se pueden integrar las capacidades de otros investigadores, grupos, institutos o empresas. Resultado de ésta, que ha sido siempre mi forma de pensar, presento algunos proyectos estratégicos que concibo y desarrollo, bien individualmente, bien en colaboración con otras instituciones, orientados a generar actividades duraderas en el tiempo. En la actualidad, los proyectos estratégicos en los que trabajo se encuentran en distintos estados de desarrollo y, probablemente, no todos ellos llegarán a término. Pero, como siempre digo, «vamos a intentarlo, que nadie vendrá a traérnoslo hecho».

«Teruel X-Mobility» se concibió como una posible acción alternativa para generar riqueza en la provincia de Teruel tras la decisión de cierre de la central térmica de la localidad de Andorra, algo que se produjo poco tiempo después de que el Gobierno de España anunciara que, a partir de 2040, nuestro país sólo permitirá la matriculación y venta de vehículos libres de emisiones de dióxido de carbono. La concepción de «Teruel X-Mobility» se realizó con la máxima implicación de otras tres entidades: MotorLand Aragón, el Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de Aragón y Rioja y la empresa Centro Zaragoza.

«SUBITIS» es una idea que desarrollé junto con Santiago Abad, director de MotorLand Aragón, que ya ha empezado a materializarse. Este proyecto desea establecer en la provincia de Teruel -en concreto, en las instalaciones de MotorLand Aragón- un centro internacional para la investigación y formación en materia de emergencias y grandes desastres. «SUBITIS» se concibe pensando en su oportunidad y singularidad. Por un lado, el proyecto puede generar un potencial de I+D+i inexistente en Europa en estos momentos y, por otro lado, las más costosas infraestructuras básicas necesarias para desarrollar esta iniciativa están ya construidas y operativas.

«AESVi» -la Alianza Española para la Seguridad Vial Infantil- es un proyecto ya hecho realidad y que se encuentra actualmente en fase de consolidación.

La idea de AESVi se remonta al año 2014, cuando algunas personas activas en materia de seguridad vial coincidían en pensar que podía ser muy positiva la coordinación de esfuerzos para potenciar actividades preventivas y de I+D+i. Mi papel se centró fundamentalmente en el diseño de la estrategia de I+D+i para AESVi, así como en la redacción de algunas cuestiones estatutarias. En este proyecto debe reconocerse el decisivo papel ejecutivo que desempeñó el Real Automóvil Club de España (RACE).

Creé el concepto «TESSA» en el año 2004, representando el embrión de lo que hoy se conoce como MotorLand Aragón. El acrónimo TESSA representaba la idea de un centro para el desarrollo Tecnológico, Económico y Social en el Sector de la Automoción y se utilizó por primera vez y oficialmente en el año 2004, en el marco del convenio de colaboración que se firmó entre la Fundación para el Progreso UNIR, la Confederación de Empresarios de Aragón (CEOE Aragón) -en aquel entonces CREA-, la Universidad de Zaragoza y la sociedad Ciudad del Motor de Aragón (aquí se puede descargar ese convenio: convenio TESSA).

«Peritum» es mi propuesta para poner al servicio de las ciencias forenses, y de forma coordinada, todas las capacidades y el conocimiento disponible en el seno de un instituto universitario o, por qué no, de toda una universidad.

Las disciplinas forenses se apoyan en todos los campos del saber, incluidas las ciencias sociales y jurídicas, con el objeto de resolver problemas técnicos del ámbito de la Justicia. Es un campo de trabajo que se encuentra en rápida evolución, ya que los avances científicos y tecnológicos permiten abordar problemas cada vez más complejos con mayor precisión de análisis.

Fue a finales del año 2006 cuando empecé a trabajar en la idea de crear un instituto aragonés de seguridad vial, contando, para ello, con la colaboración de distintas instituciones aragonesas. Desde hace años, los profesionales aragoneses vinculados a la seguridad vial consideran necesaria la creación de un órgano técnico y transversal que lleve a establecer un marco de trabajo riguroso orientado a la mejora de la seguridadvial de todos los ciudadanos, sea en su condición de conductor de automóvil, motociclista,ciclista o peatón, o incluso en la condición de usuario de cualquiera de las nuevas formas de movilidad que, más bien descontroladamente, están apareciendo en nuestras ciudades.

«VIALAB» es un proyecto de iniciativa privada para la mejora de la seguridad vial laboral.

Es notorio que las iniciativas públicas encaminadas a mejorar la seguridad vial laboral no dan los resultados esperados. Por ello, es bueno fijarse en otros medios de transporte -tal y como son el transporte aéreo, marítimo o ferroviario- donde se aborda la mejora de la seguridad con una estrategia común, de alto perfil técnico, que prueba ser muy efectiva.